Salvador Sobral sorprende en Cartagena con jazz, humor y literatura

PEDRO LIZARÁN / EFE

Salvador Sobral

El cantante portugués Salvador Sobral, ganador de Eurovisión 2017, ha ofrecido en el Auditorio Parque Torres de Cartagena un que ha sorprendido al público, que casi ha llenado el graderío, por su eclecticismo y teatralidad a la hora de cantar composiciones de jazz, fado y hasta literatura.

Sobral, que inició hace un mes su gira de presentación del disco Excuse me tras ser trasplantado de corazón, ha transmitido sensibilidad y corazón a la hora de interpretar un repertorio en el que han dominado los toques de jazz, el estilo que le inculcó su hermana Luisa.

Acompañado por Júlio Resende al piano, André Rosinha en el contrabajo y Bruno Pedroso a la batería, el luso ha iniciado el con una canción de jazz que ha dado paso sin solución de continuidad a la versión jazzística de Presságio, el poema de su compatriota Fernando Pessoa.

Como viene realizando en toda la gira española, Sobral ha dejado toques de su humor, bromeando sobre la rivalidad entre Cartagena y Murcia y, sobre todo, de su conocimiento de la ciudad donde actúa, que, en el caso de esta noche, ha sido a través del poema que Miguel de dedicó a este enclave en su obra Viaje al Parnaso.

Con un personalísimo estilo a la hora de afrontar las canciones, el lisboeta ha derrochado esa pasión que le ha convertido en un soplo de aire fresco en el panorama musical y que ha vuelto a demostrar en el celebrado en el marco de La Mar de Músicas.

En una versión crooner muy singular, Sobral ha presentado su nuevo sencillo, Cerca del mar, una delicada y emotiva balada de jazz compuesta por Leonardo Aldrey que habla del miedo, la nostalgia y la soledad.

El cantante portugués, que ha dado sobradas muestras de su capacidad para improvisar con una sucesión de versiones estadounidenses de su disco Excuse me, también ha dejado hueco para que el trío que le acompaña tenga sus momentos instrumentales.

Cierre de La Mar de Músicas

Uno de los momentos más esperados por el público ha sido su interpretación de Amar pelos dois, compuesta por su hermana Luisa y con la que sorprendió a toda Europa ganando Eurovisión con una canción intimista y a contracorriente del estilo que predominaba el festival en los últimos años.

Sorprendiendo a todos, Sobral ha pedido a la audiencia que le acompañara con la canción que le ha hecho famoso y que ha vuelto a cantar finalizando los últimos versos en español: "Mi corazón puede amar por los dos".

Tras hora y media de actuación que ha concluido con el bolero Ay amor con toques de jazz, el lisboeta ha dejado un buen sabor de boca con un que ha marcado la línea ecléctica de la edición de este año de La Mar de Músicas, donde los sonidos tradicionales del festival, como los africanos y latinoamericanos, se están combinando con actuaciones de pop-rock y electrónica.

La jornada que ha cerrado Sobral en La Mar de Músicas se ha completado con otros tres , entre ellos el de El Niño de la Hipoteca, que llevó al Antiguo CIM su rock en todas las variantes y con unas letras frescas, directas y contundentes.

Por su parte, la plaza del Ayuntamiento albergó la actuación de Nélida Karr, una de las grandes promesas musicales de Guinea Ecuatorial. Sorprendió al jurado de Vis a Vis, proyecto de cooperación cultural organizado por Casa África y por el que viene a La Mar de Músicas por ser una de sus dos ganadores, por su espectacular versatilidad vocal e instrumental y por su innovadora fusión de rítmicas e instrumentos tradicionales del país.

Finalmente, en la plaza San Francisco actuaron dos bandas de la Región de Murcia: Kuve, con su compositora Maryan Frutos al frente, que ha recalado en el cartagenero para presentar su segundo disco, KUVE 3.0; y Don Flúor, que ha ofrecido un enfocado a los niños.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.