¿De qué mueren las estrellas de la música?

P. SANZ / GRÁFICO: CARLOS GÁMEZ

  • El alcohol, las drogas y la depresión se llevaron a muchas estrellas de la música.
  • Otros sufrieron enfermedades, asesinatos… y muchos mueren en accidentes de coche y avión.
  • GRÁFICO: Los muertos dan la nota.

¿Veríamos a Elton John cantar a dúo con su amigo Freddie Mercury si este no hubiese muerto de sida? ¿Llegaría Amy Winehouse a los 70 años tan divinamente (operada) como Cher? ¿Qué opinaría de la guerra contra el yihadismo y qué religión profesaría ahora? ¿Qué aspecto tendría de seguir vivo? ¿Sería rapero Bob Marley? Y Kurt Cobain, ¿se habría pasado a la electrónica?

Afortunadamente, nunca podremos comprobarlo ya que todos ellos forman parte del panteón de estrellas de la que murieron jóvenes (o no tan mayores, nuestro listón está en los 55), dejando un bonito cadáver que nos permite recordarlos en todo su esplendor. Nos hemos preguntado de qué mueren los músicos y hemos elaborado, con una representación de medio centenar de artistas cuyas muertes fueron sonadas, un gráfico interactivo en forma de tocadiscos que se puede consultar en nuestra web.

Enfermedades y accidentes

El músico más veterano de la lista es el argentino Gustavo Cerati (solista y antes miembro de Soda Estéreo), que pasó 4 años en coma antes de morir a los 55, por un ictus que malogró su carrera. Le siguen de cerca (cáncer de pulmón, 51), Strummer de The Clash (50, fallo cardíaco) y Joey Ramone (49, linfoma). Todos ellos fallecieron por enfermedad pero honrosas excepciones como David Bowie (68), (73), Bob Dylan (74 años) o Leonard Cohen (81), bien vivos y aún en activo, nos impiden afirmar que la mala salud cause más muertes –musicales– de lo normal.

En el extremo opuesto, ocupando los surcos interiores del vinilo, el jovencísimo Ritchie Valens –que hizo de La bamba un hito de rocanrol– nos dejó a los 17 años, al estrellarse la avioneta en la que viajaba con Buddy Holly (22) y The Big Bopper (28). Estas tres muertes hicieron que el 3 de febrero de 1959 se conozca como "el día que murió la ". Moraleja: si eres rockero, ni se te ocurra viajar en avioneta. También perdieron la vida en un vuelo Carlos Gardel (44), Otis Redding (26), John Denver (53), Aaliyah (22)…

En España, en lugar de aviones los accidentes que se cobraron la vida de músicos jóvenes y famosos fueron en coche: Nino Bravo (28), Tino Casal (41), Eduardo Benavente de Parálisis Permanente (20), Cecilia (27)…

El selecto club de los 27

27 es el número mágico en el Olimpo de los músicos muertos. Amy Winehouse fue la última en unirse al célebre Club de los 27, supuestamente por un coma etílico (no encontraron restos de otras sustancias en la autopsia). A ese selecto grupo pertenecen también el Brian Jones (su fundador, ahogado en una piscina); Jimmi Hendrix (ahogado en sus vómitos); Janis Joplin, Jim Morrison y Gary Thain (sobredosis de heroína); Kurt Cobain (se pegó un tiro en la cabeza)… Las drogas, el alcohol y la depresión fueron sus peores aliados.

Sus muertes siguen rodeadas de rumores y misterio. Tampoco se han terminado de aclarar las circunstancias en las que falleció Whitney Houston (48), que apareció ahogada en la bañera –se habría dormido por combinar píldoras y alcohol–; ni sabemos a ciencia cierta que le pasó al Rey del Pop, Michael Jackson (50), cuyo médico estuvo en la cárcel por administrarle los medicamentos que le mataron. Se fueron solos, como Elvis Presley (42), encontrado inconsciente en el suelo del baño.

Tener fans puede ser peligroso

Una de las pérdidas musicales más impactantes fue la de John Lennon: el ya ex Beatle fue asesinado el 8 de diciembre de 1980 por un admirador, Mark David Chapman, que le pegó cinco tiros por la espalda. Disparos mataron también a Notorius Big (24, de un desconocido), la mexicana Selena Quintanilla (23, por la presidenta de su club de fans), Sam Cooke (33, un misterio), Marvin Gaye (44, fue su padre), Tupac Shakur (25)…

La muestra elegida es pequeña pero representativa y el género con más muertos (31) queda claro. Cuidado, músicos: el rock, a veces, mata.




Leer completo

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.